Entre   |  Regístrese

El dueño pálido de la tabaquería el blog de Ernesto Pérez Zúñiga


Tamaño de texto: A | A | A

10 de marzo, 2013

Maximiliano en España

 

 

Pálido va de paseo a una exposición de grabados de Durero, en la Biblioteca Nacional, y se detiene ante el carro triunfal de Maximiliano, un emperador del siglo XVI. En él se enumeran sus virtudes, las virtudes del buen gobernate. Pálido las va traduciendo del latín. Están en las ruedas, en las riendas, y alrededor del carro: "Justicia, verdad, templanza, equidad, liberalidad, honestidad, gravedad, magnificiencia, dignidad...".

 

"Ni una", se dice Pálido, "es que ni una".

 

Sale de la Biblioteca y vuelve a entrar en la ciudad.

Compartir

ImprimirImprimir EnviarEnviar
Inicie sesión o regístrese si quiere identificar sus comentarios.

Comentarios

Enviar un comentario nuevo

  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Rellene el código de la imagen / Resuelva la operación matemática

(*) Campos obligatorios

Al enviar tu comentarios estás aceptando los términos de uso.

ISSN: 2173-4186 © 2017 fronterad. Todos los derechos reservados.

.